Los viernes, con el fin de fomentar otras actividades, no únicamente las deportivas, hemos decidido no sacar los balones en la hora de recreo, para dar alternativas la pista polideportiva se convierte en pista de baile.